Rebranding: ¿Qué es y cuándo cambiar tu logo?

Muchos de nuestros clientes nos han preguntado acerca de este gran desconocido, el rebranding, ¿qué es? ¿para que sirve? Pues bien, hoy queremos dar a conocer esta técnica de diseño y reconceptualización de marca.

En algún momento las empresas tienen la necesidad de enfrentarse al rebranding, por lo que este artículo te pondremos al tanto de qué es, cuándo usarlo, los errores que debes evitar durante su proceso y algunas cosillas más.

¡Empecemos!

¿QUÉ ES EL REBRANDING?

El rebranding significa lo que puedes estar pensando – renovar tu marca-. Se trata de dar una imagen fresca y actual a tu negocio, adaptarte a los nuevos tiempo y a las nuevas tendencias del mercado y de cambiar eso que no funciona o mejorar lo que funciona para que funcione mejor.

Por supuesto que es una decisión compleja, ya que para que funcione debe hacerse bien. Además el completo proceso de rebranding no es precisamente una tarea económica.

En la actualidad nos estamos  enfrentando a continuos cambios y muchas empresas sienten la necesidad de sumergirse en un proceso de reinvención constante, por lo que este concepto está ganando mucha popularidad.

El rebranding es definido como el conjunto de acciones que implican un cambio de logo, de nombre, de tipografia, de mensaje o bien una combinación de las anteriores, para así poder cambiar la concepción que tienen los clientes de la empresa.

Es habitual que las marcas se vayan enfrentando a este tipo de «cambio de imágen». Sobre todo las marcas antiguas que van pasando de generación en generación. Aunque en la actualidad ya es una necesidad para todo tipo de empresa, independientemente de su antigüedad.

¿POR QUÉ HACER REBRANDING?

Es fundamental que las empresas vayan actualizando sus marcas poco a poco. Algunas realizan cambios mínimos y otras más profundos, pero todas persiguen el mismo objetivo.

El mismo no es otro que cambiar la percepción de la marca frente al público. Porque lo que se quiere conseguir es una diferenciación frente a sus competidores.

Por medio de este proceso toda empresa podrá volverse más relevante, debido a que se preocupa por mejorar su situación actual.

¿Cuánto cuesta hacer rebranding?

El coste económico es la principal barrera que se encuentran la mayoría de las empresas a la hora de realizar esta acción de marketing, ya que no es el coste de re-diseñar la marca lo que es costoso, sino todo lo que se obligado a cambiar.

Algunos de los elementos que se cambian son los siguientes:

  • Decoración de la empresa.
  • Material de trabajo.
  • Página web.
  • Redes sociales.
  • Uniformes de los trabajadores.
  • Vehículos.
  • Papelería corporativa (tarjetas de visita, bolígrafos, carpetas, etc.)
  • Logotipo.

Esto son algunos de los elementos que abaracan el proceso de rebranding, por lo que los costes medios son considerables, aunque dependerán del tamaño de la empresa.

¿Cuándo utilizar rebranding?

En la actualidad, las empresas actúan en un mercado en constante cambio y dónde cada vez hay más competidores, es fundamental actualizarse, estar atentos a las nuevas tendencias, o lo que es lo mismo adaptar nuestros servicios, productos, imagen, comuniación, a las necesidades del mercado, para no perder clientes.

El rebranding es una estrategia de marketing, que bien ejecutada nos puede aportar grandes beneficios, algunos de los momentos claves para su puesta en funcionamient son los siguientes:

1. Para limpiar la mala imagen

Cuando una empresa ha realizado una mala acción o comete un erro importante, es etiquetada con una mala imagen por sus clientes, que va corriendo como la espuma entre el boca a boca.

Aunque parece que nos encontramos ante un callejon sin salida, si se lleva acabo una estrategia empresarial conjunta con una estrategia de rebranding podemos lograr que el usuario tenga otra opinión muy distinta sobre la misma.

2. Para mantener la relevancia y no perder cuota de mercado

En el supuesto caso que tengamos una empresa que siempre ha sido líder de su sector o relevante y ve cómo poco a poco va perdiendo cuota de mercado o posicionamiento entre sus consumidores, es evidente que necesita someterse a un proceso de cambio.

 

3. Para diferenciarse

Si nuestra empresa tiene un producto o un servicio diferenciador, ¿porque nuestra imagen no va a transmitir esa diferenciación? Nos esforzamos constantemente en que nuestro producto/servicio sea perfecto y en la mayoría de los casos nos olvidamos de la imagen de nuestra de marca.

Transmitir esa diferenciación desde el principio puede ser clave a la hora de que contraten nuestros servicios.

¿Tu empresa necesita un cambio de aires?

Pide cite  y cuéntanos tu idea de negocio estaremos encantados de poder asesorarte en los cambios que necesite su imagen corporativa.

¿Puede salir mal un rebranding?

Por supuesto ¡todo puede pasar! Uno de los últimos casos en salir a palestra fue el de Pizza Hut, que en 2009 decidió quitarse «pizza» del nombre para llamarse «The Hut». ¿El objetivo? Vender otros productos que no fueran sólo pizzas y que no relacionaran la marca sólo con este producto.

No le fue nada bien y terminaron por volver a su nombre original. Por lo que es importante no perder nunca la identidad, ni tampoco deben cometerse errores previsibles, ya que una vez cometido el error es muy complejo corregirlo.

Es importante hacer rebranding cuando sea necesario y de la manera correcta, estudiando bien el mercado, la competencia y teniendo en cuenta la opinión de los usuarios/clientes, ya que si este cambio se esta produciendo para acercarnos a ellos que menos que escucharlos.

Si sientes que tu empresa necesita un lavado de cara total, necesitas hacer rebranding.

Por lo que si crees que tu empresa necesita una renovación o que se está quedando anticuada o estancada, necesitas darlo un giro de 180º.

En estos casos es completamente necesario, sobre todo si la empresa en cuestión «no tiene nada que hacer» frente a la competencia o esta muy por debajo, porque podrías estar dejando de ganar muchos clientes y de obtener beneficios, por no arriesgarte a probar la estrategia de rebranding.

EJEMPLOS DE REBRANDING

Para terminar este artículo, que mjor que dejarte algunos ejemplos de rediseño de marca que han pasado por nuestro estudio.

Te dejamos una variedad de ejemplos de varios sectores y de empresas con distinto tamaño ¡El rebranding no es solo cosa de empresas multimillonarias!

Entreumbrales

Rediseñar el logo de entreumbrales fue todo un desafío para nuestro estudio, a pesar de ser una empresa que llevaba poco tiempo en el mercado, su ambición a la hora de establecer objetivos fue clave a la hora de rediseñar su marca.

El nuevo logo de entreumbrales es el resultado de un estudio exahustivo del mercado, para el cuál hemos investigado un sin fín de marcas de ciclismo, running, biomecánicas…, con esta nueva identidad pretendemos que la imagen sea más dinámica, polivalente y actualizada.

Celia Pergáz

Este rebranding fue un proceso muy especial para nosotros, ya que coincidia con un cambio en la vida empresarial de esta jóven diseñadora malagueña. 

La nueva identidada visual de Celia Pergáz refleja su ser como diseñadora, poniendo de manifiesto los valores de la simpleza, transparencia y elegancia.